martes, 11 de octubre de 2011

LA ESPERA






Los caminos de mi vida
son jirones, son heridas
que me envuelven, me abrasan
sin que encuentre una salida.

Añoranza de un pasado
esperando por mi amado
sigue sin rumbo mi canto
por las calles de mi barrio.

Espero, porque no creo
haya olvidado aquél tiempo
donde en pareja de tango
nos ganábamos el sustento.

Toda una vida bailando
en abrazo enamorado
dentro su pecho amado
siento su corazón.

Gira, gira, danza de tango
canción de amor sensual
uno en otro en cada paso
ritmo ardoroso, embrujo total.

Nuevas luces me persiguen
por mis caminos en sombra,
sus destellos me acongojan
redoblando mi ansiedad.

No me sale la sonrisa
y mi cuerpo se desliza
sin ruido ni prisa,
por mi calle del arrabal.

Llego a casa de madrugada
con el alma atormentada,
abrazada a su acordeón
en una noche de tensión.


No me canso de vagar,
una voz dentro el alma
me dice siga la danza
que pronto a mi llegará.




Leonor Rodríguez Rguez


Safe Creative #1110110276741

2 comentarios:

RELTIH dijo...

UFFFFFFFFFFFFF, ME AGONICÉ!!!!


BESOS

Rosa.E dijo...

Bello poema, un poco nostálgico con sentimientos muy profundos
Feliz día
Te dejo un abrazo